Opiniones

Minicuna

Hay 53 productos.

Mostrando 1-50 de 53 artículo(s)
0 1 2 3 4 5 6 7 8 9 10 11 12 13 14 15 16 17 18 19 20 21 22 23 24 25 26 27 28 29 30 31 32 33 34 35 36 37 38 39 40 41 42 43 44 45 46 47 48 49
Mostrando 1-50 de 53 artículo(s)

Minicunas para bebés

Todos conocemos las ventajas de las minicunas y por eso las buscamos tanto, sabemos que la podemos tener en cualquier lado sin que nos ocupen excesivo sitio y así tener a nuestro peque cerca de nosotros en todo momento.

La minicuna de colecho te ofrece la ventaja de que tu bebé tiene su propio espacio para dormir con un colchón adaptado a sus necesidades, fácil para alimentarlo de noche y volverlo a colocar en su cuna para que duerma otra vez.Es perfecta para estrechar lazos con tu bebé.

Cuando llega un bebé lo más habitual es que sus primeras etapas de vida como son los tres primeros meses, e incluso más, duerma en la que se conoce como cuna moisés. Encontramos diferentes marcas y modelos entre los que elegir con diferentes características.

Un adecuado descanso favorece el crecimiento entre otros beneficios que aporta un buen sueño, por eso es importante que el bebé se sienta cómodo y seguro para facilitarle el sueño y la verdad es que las cunas moisés son la mejor opción cuando son recién nacidos y antes de que los pasemos a la cuna que es algo más grande.

Es habitual que cuando el bebé es recién nacido duerma en la habitación de los padres. Los moisés son ideales para los primeros 4 o 5 meses, miden 80 cm x 30 cm de ancho, al ser de menor tamaño el bebé se siente en un entorno más cobijado. Hay una gran variedad de moisés adaptables al espacio, la decoración y complementos que tengas en tu casa en nuestra tienda online.

El moisés suele ser un estilo de capazo, que tiene asas y de tamaño pequeño o reducido, y además se le incluyen unas patas plegables en forma de tijeras. Es mucho más manejable y ligero, que cualquier cuna o minicuna, pero quizás muchos papás y mamás que consideran que el uso que le dan no es tan duradero teniendo en cuenta lo rápido que crecen los pequeños.

La minicuna, en cambio, tiene un tamaño algo más grande de modo que se puede utilizar algo más de tiempo, pero también tendrá menor movilidad.

Elección de la minicuna: seguridad y confort

La distancia entre barrotes debe ser mayor de 4,5 cm y menor de 6,5 cm, y han de estar colocados de forma que el niño no tenga facilidad para trepar. Es aconsejable poner un protector de tela alrededor de la cuna para evitar el niño se golpee con los laterales. Es obligado que alguna de las ruedas de la cuna tenga bloqueo para evitar sustos.

La minicuna está indicada para las primeras semanas del bebé, ya que se trata de un elemento ligero y fácil de transportar cuando el niño pesa poco. El pequeño tamaño de la minicuna hace que el recién nacido pueda tocar los límites con manos y pies, lo que está demostrado que ayuda a que concilie el sueño.

Como curiosidad, toma su nombre del personaje bíblico Moisés, del que se dice que su madre tuvo que dejar a la deriva en una canasta en las aguas del Nilo para escapar del edicto del faraón, por el que todos los recién nacidos hijos de hebreos debían ser ahogados.

Hay artículos que vienen a ser como el "must have" en la moda, no pueden faltar. Son básicos que el bebé usará en su día a día y por tanto su compra debe ser bien meditada, basada en el presupuesto, uso, preferencias, tamaño del hogar y coche, etc... Si bien hay papás y mamás que eligen vivir sin ellos y buscan alternativas, para la mayoría son artículos imprescindibles como la minicuna.

La cuna es imprescindible, excepto si se decide dormir con el bebé en la misma cama todas las noches. Por ello hay varias opciones donde elegir, como las cunas colecho, las minicuna o los moisés. Dependiendo de dónde dormirá el pequeño bebé los primeros meses o años de vida, será lo que determine el tipo de cuna o minicuna.

Lo más aconsejable es que duerma cerquita de mamá y papá. Para ello, o bien el bebé duerme en la cama con vosotros, o necesitaréis una cuna de colecho que pueda colocarse junto a la cama. Puede ser una minicuna o un moisés si no tenéis demasiado espacio, o si disponéis de más espacio, una cuna tradicional que si queréis podéis quitar uno de los lados y pegarla a la cama.

Cuando el niño ya duerma solo en una habitación, tendréis que dar el salto de la cuna a la cama infantil, dependiendo de su edad, o a un sistema modular que crezca con el niño. La minicuna suele tener forma rectangular y unas medidas un poco mayores, 50×80 cm y una altura desde el interior de la minicuna de aproximadamente 30 cm.

La cuna normalmente tiene forma rectangular y unas medidas de 60×120 cm, 70×40 cm. o 130×80 cm.